Los Niños y la Tecnología en la Actualidad – Imagínese pasar un año o más de su infancia casi enteramente en casa: sin tiempo en un aula, sin posibilidad de reunirse con sus amigos en el patio del colegio y con muy pocas oportunidades de disfrutar de sus pasatiempos favoritos y experimentar nuevos lugares, amistades y actividades.

Los cierres en todo el mundo que ayudaron a limitar la propagación del coronavirus crearon una especie de zona de penumbra para los niños, que les prohibía gran parte de su entorno y los mantenía separados de todo el mundo excepto de sus familiares más cercanos. Sin embargo, no todo estaba perdido. Los vestigios de su vida anterior al COVID que los niños pudieron mantener fueron posibles gracias a una serie de tecnologías que los mantuvieron aprendiendo, interactuando con amigos y entretenidos.

La creciente presencia de la tecnología en la vida de los niños, desde su primer año hasta la adolescencia, es un arma de doble filo. Aunque las tecnologías son neutras, la forma en que se aplican y la manera en que los niños están expuestos a ellas puede ser positiva o negativa.

El impacto de los niños y la tecnología es cada vez más difícil de calibrar a medida que se acelera el ritmo de la innovación tecnológica. Esta guía que hemos preparado meticulosamente en DQ, presenta una panorámica de las múltiples funciones que los productos digitales y servicios tecnológicos desempeñan en la vida de los niños. En ella se hace un balance de los pros y los contras de los efectos del uso de la tecnología por parte de los niños en su desarrollo, sus interacciones sociales y sus perspectivas de futuro.

Los Niños y la Tecnología en la Actualidad

Evolución del uso de la tecnología por parte de los niños

Desde las primeras maquetas eléctricas de principios del siglo XX, pasando por los primeros sistemas de videojuegos domésticos y los juguetes por control remoto, la introducción de los niños a la tecnología ha sido a través de sus juguetes. Lo que era una maravilla de la tecnología hace tres, dos o incluso una generación parece casi pintoresco para los estándares actuales. Sin embargo, el progreso desde el clásico Pong de Atari hasta los juegos de realidad virtual Oculus se produjo en un periodo de tiempo relativamente breve.

Comienzos de los niños y la tecnología

Los niños han interactuado con la tecnología digital desde los primeros días de la revolución del PC. Uno de los primeros juguetes educativos electrónicos fue el Speak & Spell de Texas Instruments, que salió al mercado a finales de la década de 1970. Este dispositivo relativamente sencillo fue el precursor de los primeros PC diseñados para niños en la década de 1980. También presagió el crecimiento del hardware y el software de instrucción asistida por ordenador en la era anterior a la World Wide Web.

Los primeros juguetes Speak & Spell (Habla y Deletrea) debutaron en 1978 para enseñar a los niños a partir de 7 años a pronunciar y deletrear 200 palabras comúnmente mal escritas. Se basaba en la síntesis electrónica del habla y en la memoria de burbujas (precursora de la RAM) y fue el primer producto de este tipo que utilizó circuitos de estado sólido para sustituir todas las piezas móviles.

Aunque la Odyssey de Magnavox fue la primera consola de juegos cuando salió a la venta en 1972, el dispositivo fue pronto eclipsado por la versión doméstica del videojuego arcade Pong de Atari, que empezó a comercializarse en 1975. Le siguió la videoconsola Atari 2600 en 1977 y dispositivos similares de Nintendo, Mattel y Coleco, entre otros proveedores.

Sega y Nintendo llegaron a dominar el mercado del vídeo doméstico durante la década de 1980, junto con Commodore, Atari y la PlayStation de Sony, que salió al mercado en 1994.

Evolución de la tecnología diseñada para educar y entretener a los niños

La llegada de la World Wide Web a mediados de los años 90 cambió la naturaleza de los juguetes tecnológicos y del hardware y software educativo. Smart Toy Lab, una empresa conjunta de Intel y Mattel lanzada en 1998, desarrolló los primeros juguetes interactivos conectados a la web, o «juguetes inteligentes». Entre los primeros juguetes que desarrolló el laboratorio están el Microscopio QX3, que llevaba una cámara de vídeo integrada que enviaba imágenes a un PC a través de un enlace USB, y la Me2Cam, que permitía a los niños jugar a juegos interactivos utilizando gestos para mover «objetos» en la pantalla.

Algunos de los primeros juguetes y dispositivos educativos conectados a Internet fueron criticados por violar la privacidad de los niños al recoger información personal sin el consentimiento de los padres.

Por ejemplo, Hello Barbie salió a la venta en 2015 y contaba con un micrófono incorporado y un software de reconocimiento de voz, así como una conexión Wi-Fi. La función de llamada y respuesta de la muñeca fue un precursor de los asistentes de voz Alexa/Echo de Amazon y Siri de Apple. Sin embargo, los hackers no tardaron en descubrir cómo introducirse en el sistema del juguete y acceder a la información privada de los usuarios.

Los niños y la tecnología en la actualidad, hasta los adolescentes- utilizan habitualmente tabletas, teléfonos inteligentes y entornos virtuales con fines de entretenimiento y educativos. Las restricciones relacionadas con la pandemia han aumentado la dependencia de los niños de estas y otras tecnologías para conectarse con el mundo exterior. Con el aumento del uso de estos productos aumentan las posibilidades de daños y abusos:

  • Un estudio reciente identificó que el uso problemático de los teléfonos inteligentes está presente en el 16% de los estudiantes de secundaria, la somnolencia diurna (21%) y los síntomas del trastorno de estrés postraumático (7%) aumentan durante los cierres por pandemia.
  • Un estudio publicado en la Revista Italiana de Pediatría descubrió que el 66,3% de los niños y adolescentes encuestados utilizaban su smartphone durante más de cuatro horas al día durante la pandemia, en comparación con el 16,3% que lo hacía antes de la pandemia. Además, el 56% de los niños y adolescentes encuestados utilizaban su smartphone después de medianoche al menos tres veces a la semana, frente al 30,4% que lo hacía antes de la pandemia.

Efectos positivos y negativos de la tecnología en los niños

Los niños haciendo uso de la tecnología en la actualidad, pueden beneficiarse de la tecnología al obtener nuevas oportunidades de aprendizaje; es especialmente importante para los niños con problemas físicos o de desarrollo. Sin embargo, también se ha descubierto que el uso de la tecnología contribuye a la baja autoestima y al aislamiento de algunos niños. A medida que las tecnologías digitales se hacen más omnipresentes, los padres luchan por encontrar la cantidad óptima de tecnología para la vida de sus hijos.

Efectos positivos de la tecnología en los niños

Todas las «reglas» sobre el acceso de los niños a los ordenadores y a Internet se reescribieron con la pandemia del COVID-19. La tecnología proporciona a los niños un fácil acceso a la información y potencia su creatividad. El hardware y el software tecnológico ayudan a los niños a desarrollar sus habilidades sociales y los introducen en diversas artes y ciencias.

Los niños y la tecnología en la actualidad-Estos son algunos de los efectos positivos menos evidentes de la tecnología en los niños:

  • La tecnología permite a los niños conectarse con su familia, sus amigos y otras personas de formas que enriquecen sus relaciones, especialmente cuando utilizan el videochat y otras interacciones en tiempo real.
  • Los padres y cuidadores están aprendiendo a reducir la velocidad y el tono de las aplicaciones, juegos y otros contenidos que utilizan los niños para evitar la sobrecarga de sus sentidos. Esto enseña a los niños a moderar su propio uso de la tecnología.
  • En lugar de intentar eliminar todos los riesgos que corren los niños al utilizar la tecnología, el objetivo debe ser reducir el riesgo y adaptarse cuando surjan problemas, como impedir que los niños accedan a los dispositivos a determinadas horas del día.

Muchos padres dudan en permitir que sus hijos en edad preescolar utilicen productos y servicios tecnológicos debido a la preocupación de cómo afectará a su bienestar y desarrollo. Sin embargo, los niños están rodeados de tecnología, gran parte de la cual les ofrece importantes beneficios tales como:

  • La tecnología ayuda a los niños a fomentar el autoconocimiento. Una vez que aprenden a acceder a las fuentes de información digital de forma segura, son capaces de explorar los temas que les interesan por sí mismos.
  • Los niños aprenden la importancia de crear comunidades y cómo interactuar con la gente en situaciones sociales. Cuando las circunstancias impiden que los niños establezcan vínculos físicos con sus familiares, amigos y otras personas, son capaces de utilizar la tecnología para crear «vínculos virtuales».
  • El acceso temprano a la tecnología enseña las habilidades de alfabetización digital que los niños necesitarán para su futuro éxito en la escuela y como adultos.
    Muchos productos tecnológicos fomentan la coordinación mano-ojo en los niños pequeños, mientras que otros se centran en el desarrollo de sus habilidades lingüísticas y de resolución de problemas.

Efectos negativos de la tecnología en los niños

Los niños son especialmente susceptibles al uso excesivo de la tecnología. La OMS recomienda limitar el uso de la tecnología a una hora diaria de programación de alta calidad para los niños de 2 a 5 años. Para los niños de 6 años en adelante, lo más importante es establecer límites constantes a los distintos tipos de medios, como los dispositivos de juego y los teléfonos inteligentes.

Los niños y la tecnología en la actualidad, se sugiere que los padres se centren en el contenido de las pantallas de los niños y en cómo interactúan con ellas. Un estudio de investigación sobre los posibles efectos negativos de la tecnología en los niños establece una conexión entre el nivel de uso de la tecnología por parte del niño y diversos problemas de desarrollo y comportamiento.

  • Falta de atención, comportamientos agresivos, obesidad, inactividad física, problemas de sueño
  • Problemas musculoesqueléticos relacionados con un estilo de vida sedentario
  • Mayor riesgo de obesidad y enfermedades cardiovasculares a lo largo de la vida
  • Alteraciones del sueño y sueño de mala calidad para los niños que utilizan en exceso las redes sociales o mantienen los dispositivos móviles en su habitación

Los niños y la tecnología en la actualidad-Estos son algunos de los efectos negativos de la tecnología en los niños:

  1. Exposición a contenidos nocivos en línea y explotación sexual: Un estudio realizado por investigadores ingleses descubrió que los niños de todas las edades son capaces de saltarse los sistemas de verificación de edad de las aplicaciones de las redes sociales, como Snapchat, TikTok, Instagram y Facebook. Esto puede poner a los niños en contacto directo con posibles depredadores y otros peligros.
  2. Ciberacoso: El Centro de Investigación del Ciberacoso informa de que los incidentes de ciberacoso son más frecuentes entre los 12 y los 15 años.
  3. Baja autoestima y aumento de la ansiedad: La CNN informa de que los adolescentes y las adolescentes utilizan filtros de imagen en Instagram para mejorar su aspecto aunque el resultado no se parezca en nada a ellos. La «adicción a la autoestima» puede hacer que los jóvenes se sientan inadecuados. A medida que los niños pasan más tiempo en las redes sociales, pueden volverse retraídos o encontrarse revisando obsesivamente sus feeds en las redes sociales.

Cómo se relaciona el tiempo de pantalla de los niños con su salud mental y física

Una de las principales preocupaciones de los padres sobre el uso de la tecnología por parte de sus hijos es la cantidad de tiempo que éstos pasan frente a un televisor, un ordenador, un smartphone u otra pantalla. Los investigadores han establecido una relación entre la cantidad de tiempo que los adolescentes pasan frente a una pantalla, su nivel de actividad física y la cantidad de sueño que tienen.

El tiempo frente a una pantalla implica actividades sedentarias y retrasan la hora de acostarse interrumpiendo el sueño con notificaciones digitales. El resultado es un mayor riesgo de que los niños tengan sobrepeso u obesidad, así como más somnolencia durante el día y un menor rendimiento académico.

Algunas investigaciones sobre los niños y la tecnología en la actualidad sostienen que los niños pasan frente a la pantalla demasiado tiempo y su bienestar psicológico se han puesto en duda debido a las discrepancias entre el uso real y el declarado de los medios digitales por parte de los niños.

Un reciente meta-análisis de la investigación sobre el impacto del tiempo de pantalla en los niños no encontró ningún impacto significativo o sólo un impacto moderado.

El tipo de contenido que los niños ven y con el que interactúan es más indicativo de posibles problemas psicológicos o de desarrollo en los niños que el tiempo de pantalla en general.

Sin embargo, los estudios han establecido una relación entre el exceso de tiempo frente a la pantalla y los niveles de síntomas de déficit de atención de los niños; el deterioro de la inteligencia emocional y social; el aislamiento social; y las enfermedades mentales diagnosticables, como la depresión, la ansiedad y la adicción a la tecnología.

Cómo encontrar la cantidad adecuada de tiempo en línea para los niños

Muchas actividades que benefician a los niños haciendo uso de la tecnología en la actualidad pueden convertirse en peligrosas si se utilizan en exceso. Durante la pandemia, el tiempo que los adolescentes pasaron frente a una pantalla casi se duplicó. Los adolescentes pasan una media de 7 horas al día frente a una pantalla al principio de la pandemia, en comparación con las 3 horas diarias que pasaban antes de la pandemia. Todo indica que el elevado nivel de tiempo frente a la pantalla persistirá.

Determinar la cantidad óptima de tiempo de pantalla para los niños se ha convertido en un reto para los padres debido a los posibles problemas que surgen relacionados con la visión, la postura y otros problemas de desarrollo físico de los niños.

Aunque la recomendación estándar para los niños y el uso de la tecnología en la actualidad de los expertos sigue siendo que los niños menores de 8 años pasen menos de dos horas al día frente a una pantalla, hay que tener en cuenta muchos factores a la hora de establecer un límite para los niños:

  • Permitir más tiempo de pantalla para actividades educativas positivas.
  • Animar a los niños a realizar descansos de la pantalla que impliquen actividades al aire libre.
  • Evite utilizar las pantallas como «niñeras» que mantienen a los niños ocupados. Busque otras actividades no relacionadas con la pantalla, como juguetes creativos, libros para colorear y libros de cuentos.
  • No permita que el uso de los aparatos electrónicos por parte de los niños reduzca su tiempo de sueño.
  • Asegúrese de que los niños hagan breves descansos de la pantalla cada 20 minutos aproximadamente para proteger su visión.
  • Compruebe la zona de actividad de la pantalla para asegurarse de que la iluminación no es ni demasiado oscura ni demasiado brillante.

El creciente impacto de las empresas tecnológicas en los niños

Tras la presión de los reguladores gubernamentales, Facebook archivó sus planes de desarrollar una versión de Instagram llamada Instagram Kids que se dirigía a niños menores de 13 años, como informa The New York Times. En 2019, YouTube pagó 170 millones de dólares para resolver las reclamaciones de que se dirigía a niños menores de 13 años en su publicidad y recogía información personal sobre ellos.

Estos son solo dos de los muchos ejemplos de empresas tecnológicas gigantes que se dirigen a los niños para satisfacer su necesidad de crecimiento continuo. A falta de leyes de privacidad, empresas como Google (propietaria de YouTube), Facebook (ahora conocida como Meta), Amazon y TikTok se ven obligadas a autorregular sus políticas de privacidad y otras.

Padres, educadores y reguladores también están preocupados por la seguridad de las plataformas tecnológicas educativas que utilizan el aprendizaje automático y otras tecnologías de inteligencia artificial para recopilar cantidades masivas de datos sobre los niños.

Muchos temen que la vigilancia omnipresente conduzca a un control del comportamiento y, potencialmente, a una pérdida total de la privacidad de los niños.

Tecnología e interacción social en los niños

Los cierres privaron a los niños pequeños de oportunidades para desarrollar sus habilidades sociales interactuando con otros niños. Como resultado, los educadores informan de que algunos niños que regresan a la escuela tienen dificultades con la rutina del aula. Sin embargo, la pandemia ha perturbado la vida de muchas familias de alumnos y profesores.

  • Algunos niños están experimentando ansiedad en el aula que puede relacionarse con la ansiedad de separación después de pasar un período prolongado con la familia.
  • Aunque la mayoría de los estudiantes se readaptan rápidamente a su rutina escolar, los que han sufrido un trauma en casa tienen más probabilidades de tener dificultades en la escuela. Esto es especialmente cierto para los niños en el jardín de infancia y en el primer grado.
  • Los niños están demostrando su capacidad de recuperación al adaptarse rápidamente a los requisitos de enmascaramiento y distanciamiento social.

Las investigaciones presentadas sobre los niños y la tecnología en la actualidad indican que el aislamiento en los adolescentes puede cambiar el desarrollo de los sistemas cerebrales relacionados con el miedo, el riesgo y la recompensa, y el reconocimiento social. Esto puede hacer que les resulte más difícil distinguir el comportamiento amistoso del amenazante en sus compañeros, por ejemplo.

Una buena manera de romper el sentimiento de aislamiento social que se desarrolló a raíz de la pandemia es aumentar la cantidad de tiempo escolar dedicado a las actividades físicas y psicología deportiva.

Los niños y la tecnología en la actualidad-Desarrollo infantil y tecnología

Los investigadores están estudiando la forma en que los niños pequeños juegan con la tecnología en comparación con la forma en que juegan con los juguetes del mundo real. Han descubierto que todos los tipos de juego del entorno no digital están presentes también en el ámbito digital.

  • El juego digital desarrolla una serie de habilidades en los niños, como el conocimiento y la comprensión de las materias, las habilidades digitales y las habilidades relacionadas con el desarrollo social, emocional, cognitivo y creativo.
  • Dado que el juego digital y el físico se entremezclan en la vida de los niños, es más apropiado considerar el juego de forma holística.

La mayoría de las investigaciones sobre los niños y la tecnología en la actualidad se refieren a los niños de 9 a 16 años, pero las interacciones con la tecnología pueden tener un mayor impacto en el desarrollo de los niños de 3 a 8 años. La educación digital de los niños pequeños adopta cada vez más la forma de aplicaciones que se ejecutan en tabletas y teléfonos inteligentes, aplicaciones para el desarrollo del lenguaje y la coordinación física a partir de la manipulación de los controles de los juegos y los vídeos que enseñan a bailar y otras actividades.

Desde la llegada del iPad de Apple en 2010, el uso de ordenadores por parte de los niños pequeños se ha disparado, especialmente porque las filosofías de enseñanza se centran en las actividades lúdicas en lugar de las clases tradicionales y la enseñanza formal. En la actualidad, algunas escuelas ponen a prueba las habilidades digitales de cada niño y les enseñan la competencia digital, como saber cuándo y por qué se utilizan las herramientas digitales.

Un enfoque para entender la complejidad del impacto de la tecnología en los niños es la teoría de la domesticación, que compara la introducción de las herramientas digitales en la sociedad con el proceso de domesticación de un animal salvaje. Las cuatro fases del proceso de domesticación hacen que las herramientas no sean amenazantes y también las convierten en útiles, importantes y significativas.

  • La apropiación es la razón por la que se adquiere la herramienta digital.
  • La objetivación de la herramienta digital infunde un significado personal para el niño que la utiliza.
  • La incorporación describe cómo la herramienta digital pasa a formar parte de la vida del niño. También explica los usos apropiados e inapropiados de la herramienta.
  • La conversión se produce cuando la herramienta digital ha redefinido la visión del mundo del niño y sus relaciones con los demás.
No es probable Extremadamente probable

Si te ha gustado la publicación DQLos Niños y la Tecnología en la Actualidad“, Dale al Like y comparte, Los futuros reclutadores o agentes de contratación, contrastarán que sigues contenido de calidad especializado en tu nicho profesional!

DQ » Educación y Cultura » Los Niños y la Tecnología en la Actualidad | Doctrina Qualitas